Desde el año 2013, el mítico estadio Luna Park pertenece la Iglesia, específicamente a la fundación "Cáritas", dependiente del Arzobispado de Buenos Aires y la orden salesiana de Juan Bosco.

"Los dueños del Luna Park otra vez intentan deshacerse de él para que se levante en su lugar un edificio de oficinas como los que lo rodean", revela el diario Clarín en su edición de hoy.

"Es un secreto a voces que un grupo inversor europeo está interesado en la operación", amplía la información ese matutino.

El Luna fue inaugurado en 1932, fue donde velaron a Carlos Gardel, se conocieron Juan Domingo Perón y Eva Duarte y boxearon leyendas como Carlos Monzón, Ringo Bonavena o Nicolino Locche.

El jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta ordenó que el subsecretario de Registros, Interpretación y Catastro de la Ciudad, Rodrigo Cruz analizara la situación. 

En el Ejecutivo porteño aseguran que una modificación para una hipotética edificación es casi imposible. Requeriría el acuerdo de las dos instituciones propietarias y el visto bueno de la Legislatura y de la Comisión de Patrimonio, que depende de Nación. “De todos modos, Buenos Aires necesita otro estadio a su altura”, argumentaron a Clarín.

 

Fuente: El Destape