El ecuatoriano Delfín Quishpe, también conocido como Delfín hasta el fin, que actualmente es alcalde de Guamote, está siendo acusado de tráfico de influencias y mal manejo de dinero fiscal. 

Según informa T13, el artista arriesga una pena de entre tres y cinco años de cárcel por las acusaciones que se le imputan. 

Además, se ha informado que en el proceso judicial que se está llevando a cabo contra Quishpe y otros funcionarios municipales están siendo acusados de "redireccionamiento de contratos y sobreprecios". 

En tanto, la demanda contra Delfín considera un perjuicio monetario de más de 96 mil dólares a los fondos municipales. 

 

 

 

 

Fuente: https://oasisfm.cl/