El sábado pasado en su programa nocturno Mirtha Legrand reveló los planes de programación que supuestamente tendrían en la gerencia de El Trece.

La "diva de los almuerzos" reveló que le habían propuesto que su programa vaya diariamente a las 13 horas, horario que corresponde al ciclo de Mariana Fabbiani. 

Los dichos de Legrand generaron un fuerte sismo puertas adentro de El Trece ya que la conductora dio a entender que Mariana Fabbiani quedaba fuera del aire televisivo, hecho que enfureció a Mariana y su marido, el productor Mariano Chihade.

La negociación comenzó el jueves pasado de manera informal y La Chiqui contestó en forma formal en su programa a 48 horas de iniciada las charlas.

Según informaron en Intrusos,  si bien desde la dirección de el canal hubo un tenso silencio sobre las declaraciones de Legrand Adrián Suar, en calidad de director artístico del canal, podría dejarla sin hacer verano a modo de "castigo".

Si bien Mirtha Legrand solicitó el teléfono de Mariana Fabbiani para aclararle la situación, la conductora de "El diario de Mariana" le habría dicho a sus allegados que estaba muy dolida con todo lo que estaba pasando, ya que no había una decisión tomada para que el programa termine, y que todo se definiría a mediados de este mes, afirmaron en Intrusos.

Por eso Mariana cree que lo de Mirtha habría sido un ataque personal, además de una provocación. 

 

 

Fuente: Diario Popular