Su nombre es Greta Thunberg y se ha convertido en una referente mundial de la lucha contra el cambio climático. Es sueca, tiene 16 años y podría recibir el próximo Nobel de la Paz.

"Hemos nominado a Greta porque la amenaza climática es probablemente una de las principales causas de guerra y conflicto. El movimiento de masas que ha impulsado es una contribución muy importante para la paz", reveló el diputado noruego André Øvstegård, uno de los tres parlamentarios del Partido de Izquierda Socialista que la nominó.

Tras su intervención en la cumbre del clima de la ONU en Polonia y en el foro de Davos, Greta se convirtió en ejemplo para muchos jóvenes en diversos países, que han impulsado iniciativas similares.

La concesión del Nobel a Thunberg sería un reconocimiento a que la acción climática y el compromiso por la paz van "de la mano" y sería un espaldarazo a esos movimientos populares, argumentan los promotores de su nominación.

 

Fuente: El País Uruguay