Brasil es el epicentro de la pandemia de coronavirus en Latinoamerica.

En tan solo las últimas 24 horas se registraron 614 nuevas muertes por COVID-19 y el número de infectados bordea los 2,5 millones. En este contexto, una viróloga encendió las alarmas por una nueva gripe porcina que amenaza con convertirse en pandemia.

La directora del Instituto Oswaldo Cruz (IOC), Marilda Siqueira, pidió estar en intensa alerta ya que en el estado de Paraná se descubrió una nueva variante de la influenza A H1N2.

Este virus tiene la capacidad de transmitirse de cerdos a humanos.

“Desde 2005, la variante de influenza A H1N2 se ha encontrado 25 veces más. Pero este que identificamos en una muestra de Ibiporã, en Paraná, es diferente de todos los demás ya descubiertos en el mundo”, resalto Siqueira en diálogo con el periódico brasileño O Globo

“Es genómicamente diferente. Pero aún no sabemos qué significa eso, si le da más o menos riesgo. Por eso estamos buscando otros casos posibles”, continuó.

Preguntada sobre qué significa que tenga potencial pandémico, sostuvo que “los virus de la influenza son muy contagiosos, y cada vez que surge uno nuevo causa preocupación porque la población no tiene inmunidad contra él”.

La especilista advirtió que el primer caso se registró en abril pasado, en una mujer de 22 años que trabajaba en un matadero en Ibiporã.

“El virus le causó un caso leve de gripe”, detalló la especialista, y narró que la paciente ya se recuperó por completo.

Luego explicó que tendría el mismo potencial que el virus de influenza de la cepa G4, identificado en China. Sin embargo, a diferencia de éste, que difícilmente se transmite a humanos, el brasileño ya se comprobó que sí puede llegar a las personas, aunque con dificultades.

“Toda la evidencia que tenemos es que se transmite con dificultad del cerdo a los humanos, y no se transmite de una persona a otra. Por lo tanto, no se transmite fácilmente. Tendría que someterse a mutaciones que le dieran la capacidad no solo de saltar entre especies, sino de ser efectivamente transmisible en nuestra especie”, concluyó.

Brasil, con 210 millones de habitantes, continúa como el segundo país del mundo más afectado en número de víctimas e infectados por el nuevo coronavirus y se mantiene como el epicentro de la pandemia en Latinoamérica.

 

Fuente: Infobae.com