Durán Barba está atravesando el peor momento de su carrera como asesor macrista. Además de las derrotas electorales tanto en Argentina como en Ecuador, enfrenta fuertes diferencias con figuras principales de Cambiemos.

La visión crítica del asesor con respecto de una posible derrota electoral de Mauricio Macri choca de lleno con la visión de Marcos Peña, quien está convencido de que la reelección es un hecho.

A esta rivalidad se le suma el odio ya declarado que le tiene Elisa Carrió, y que el gobernador Gerardo Morales lo mandó a callar públicamente en los últimos días. Además, tuvo un roce con María Eugenia Vidal y su asesor Federico Salvai. 

Por otro lado, el ecuatoriano muestra debilidades también en su propio país. El ex alcalde de Quito y amigo de Durán Barba, Paco Moncayo, sacó 17 puntos en las elecciones y perdió contra Jorge Yunda. Cuando ganó las elecciones de la capital ecuatoriana, en 2000 y 2004, Moncayo había sacado 59 y 55 puntos, respectivamente.

Las malas noticias no terminaron allí para Durán Barba. Su competidor español Antonio Sola, que trabaja para Juan Manuel Urtubey, ganó ampliamente en la Prefectura de Guayas. En esa ciudad asesoró a Carlos Luis Morales como candidato a prefecto y Susana González como candidata a viceprefecta y obtuvo un triunfo con más de 30 puntos de ventaja. En tanto que su colaborador Mario Elgarresta impuso a la nueva alcaldesa de Guayaquil, Cynthia Viteri por una amplia diferencia.

 

 

Fuente: La Política Online