Preocupa al Gobierno la distancia entre Marcos Peña y Jaime Durán Barba, los dos principales asesores de campaña del macrismo

 

Dentro del PRO creen que es el momento más crítico para que se dé esta situación, debido a la mala imagen que viene teniendo Mauricio Macri camino a la reelección.

 

El foco de estas diferencias está planteado en la apertura de la fórmula presidencial, integrando a candidatos radicales. Durán Barba se mostró reticente desde antes de las elecciones de 2015, mientras que Marcos Peña intenta convencer a Mauricio de que es vital olvidarse de una fórmula 100% Cambiemos.

 

Durán Barba, que no suele dar entrevistas a la prensa, decidió hacerlo esta vez para rechazar la oferta a los radicales.

 

"Velasco Ibarra fue elegido cinco veces presidente de Ecuador y derribado cuatro veces por el vicepresidente. Definía al vicepresidente como 'un conspirador resuelto'. Por eso, no es aconsejable que quien esté en la vicepresidencia no sea de la confianza del Presidente", aseguró este domingo en un reportaje con Perfil. Además dijo que no tiene en claro cuál es el "ideario" de los radicales. "Algunos parecen de izquierda, otros parecen de derecha", asestó.

 

En el Gobierno descartan que esté dañada la relación de Peña y Durán Barba y aseguran que se reunieron la semana pasada en Olivos.




 

Fuente: La Política Online