Como predicaba fuertemente durante su campaña presidencial y luego de su triunfo electoral Mauricio Macri, Argentina "volvió al mundo", pero quizás no como el presidente esperaba. En su último informe sobre la situación económica global, la Organización de Naciones Unidas refiere negativamente sobre el caso argentino en varias ocasiones. 

La ONU advirtió que la "recuperación" que promueve el Gobierno está lejos de ocurrir y que "el horizonte es altamente incierto". Sostiene también que si bien existe un contexto global complicado, el principal motivo de la la crisis socio-económica argentina sería  "la falta de capacidad del Gobierno para domesticar a la inflación", poniendo el foco en la tasa de interés "récord" del Banco Central.

Las estimaciones de la ONU marcan que el PBI argentino tuvo el año pasado una caída del 2,8 % y que este año la baja será del 1,8 %. En ambos casos, se trata del único resultado negativo en los países de la región con la excepción de Venezuela, y en eso se sostiene la comparación con la gestión de Maduro.

"El déficit fiscal y de cuenta corriente, combinados con la falta de capacidad del Gobierno para domesticar a la inflación motivó un aumento del pesimismo acerca del futuro de la economía. Con la economía en recesión junto a severas medidas de austeridad fiscal, el horizonte es altamente incierto", disparan en el informe. 

La ONU, además, resalta que en la región "el consumo de los hogares se desaceleró en 2018, en parte como reflejo del mercado laboral más débil y de un fuerte deterioro de la situación en Argentina".

"El giro económico recesivo en 2018 ha sido particularmente severo en Argentina", enfatiza el organismo para que queden claras las responsabilidad del gobierno de Macri, y agrega otra comparación entre el líder PRO y Caracas al sostener que "en su mayoría los países se mantuvieron en línea con los objetivos de inflación de sus bancos centrales, con las excepciones de Argentina y de Venezuela".

En el mismo sentido y pese a ser un número generoso, la inflación estimada por la ONU del 32% para este año en Argentina, y es superada nada más que supera por Irán (34,9), solamente porque no hay datos para Venezuela.

 

Fuente: Política Argentina