Sandra Sepúlveda, la mujer acusada de "falsa denuncia y testimonio" por fingir un secuestro en el Hospital San Martín de La Plata, con un falso embarazo, aseguró en declaración indagatoria haber simulado esta situación para retener a su pareja, quien mantenía contactos con su ex esposa, según dijo.

"Yo no quería perder ni a mi marido, ni lo que habíamos construido, jamás hubiese querido perjudicar ni faltar el respeto a alguien porque esto nos está costando caro, todo el mundo lo insulta", explicó.

Señaló además que "la mentira se me desbordó. No sabía qué hacer y no medí las consecuencias de lo que pasaba".

Romero, titular de la UFI 6, fundamentó el procesamiento de la pareja, en que "lamentablemente hubo un gasto inmenso del Estado para la búsqueda de una persona que nunca estuvo desaparecida sino en la casa de sus familiares".

El caso tomó estado público el viernes 6, cuando Paz Martínez denunció que su esposa, que estaba embarazada de ocho meses y medio, desapareció en un baño del Hospital San Martín, al que había asistido para que le practicaran una cesárea.

Sepúlveda, de 40 años, fue encontrada en una casa de Añasco al 2500, donde personal de seguridad ingresó y la esperó hasta las 17.30 cuando regresó junto a la dueña de la vivienda.

Martínez posee antecedentes penales ya que fue denunciado por una ex pareja por el abuso sexual de la hija de ésta, entre 2012 y 2015, causa que fue elevada a juicio, informó una fuente judicial.

 

Fuente: Infocielo