Una mujer era víctima de violencia de género y salió de una terrible situación gracias al inicio de clases en Mendoza. A través del cuaderno de comunicaciones de su hijo, envió una nota dirigida a la maestra y afirmó que su pareja le pegaba. Rápidamente se activó el protocolo y enviaron asistencia a su casa.

"Seño sé que puedo contar con usted. Necesito que me ayude y cuando lea esta nota, por favor mande a la Policía a mi casa (dirección). Mi pareja me pega y no tengo celular, su nombre es...", expresaba la nota en el cuaderno de comunicaciones.

El hecho ocurrió este martes al mediodía en una escuela del departamento de Godoy Cruz. Cuando la docente leyó el comunicado, rápidamente activó el protocolo establecido por la Dirección General de Escuelas y las autoridades denunciaron la situación en la comisaría.

Tras la denuncia, la Policía se dirigió al lugar que la mujer había expresado en la nota y la encontraron de la peor manera: encerrada en el baño de la vivienda. Allí, la mujer relató que fue víctima de su pareja durante los últimos cuatro meses y la había incomunicado. Además, la agredía física y verbalmente.

Luego del relato, el hombre quedó aprehendido en la Comisaría y, en las próximas horas será imputado por el delito.

Fuente: Mdzol.com