En el marco de la megacausa Esma, Mario Daniel Arrú fue encontrado culpable de haber arrojado vivas al mar a las monjas francesas Alice Domon y Léonie Duquet junto a otras 10 personas el 14 de diciembre de 1977.

"Mario Daniel Arrú, genocida de la ESMA, condenado a perpetua por los vuelos de la muerte, recibió el beneficio de la domiciliaria", denunció desde su cuenta de Twitter la organización H.I.J.O.S.

 

 

En el fallo de la megacausa ESMA que se dio a conocer en noviembre de 2017 -donde, entre otros, fueron condenados Alfredo Astiz y el "Tigre" Acosta -  el ex piloto de la Armada fue condenado por los "vuelos de la muerte".

 


Fuente: Infonews