Pedro Cahn, infectólogo y asesor presidencial, dio declaraciones a la señal de noticias TN y analizó la situación actual de la pandemia en Argentina.

En ese sentido, el especialista señaló que en nuestro país "probablemente no tengamos un pico, sino una meseta prolongada".

''Si tenemos una meseta larga en vez de un gran pico, el sistema de salud va a responder", aseguró, y explicó: "Esto no es una carrera de 100 metros llanos, sino una maratón. ¿En qué parte de la maratón estamos? En la mitad o un poquito más", afirmó Cahn.

El infectólogo destacó el trabajo que realizo el Gobierno para ampliar el sistema sanitario: "ha crecido un 40% el número de camas, se han ampliado el número de respiradores. Ha habido muchos avances y eso permite que el sistema de salud pueda aguantar".

Por otra parte, Cahn destacó "hay actividades más complicadas que otras, pero entre las lecciones aprendidas en el curso de esta pandemia supimos que es mucho peor todo lo que sucede puertas adentro de las casas".

Y, en esa línea, expresó que las reuniones familiares son un "caldo de cultivo" de contagios. 

"Los riesgos que suponen esas reuniones (los cumpleaños, las fiestas electrónicas, los baby showers) son, en primer lugar, la cercanía. En segundo lugar, la intensidad de contacto: estamos cerca, hablando fuerte, cantando, bebiendo, bailando. Y, también, el tiempo de contacto. No son reuniones que duran 15 minutos. Duran mucho más", argumentó.

Por estas razones, el infectólogo volvió a expresar que la medida más efectiva para evitar el contagio "es el distanciamiento social" y evitar las cosas que no son tan esenciales. A mí también me gusta comer un asado con mi familia, pero no lo hago". 

"Es cierto que el 90% de los casos está en el AMBA, pero hay situaciones muy distintas en diferentes provincias. Hay provincias que tienen un solo hospital con una sola sala de terapia intensiva. Ahí puede haber una saturación del sistema sanitario sin que haya necesariamente muchos casos", concluyó. 

 

 

 

Fuente: Perfil