Desde una conferencia en el Rotary Club, Agustín Salvia, quien es director del Observatorio de la Deuda Social de la UCA, estimó que el índice de pobreza para este año rondará el 33%, argumentando que el aumento en dicho porcentaje se debe, en una medida, a la devaluación.

Asimismo, indicó que “la indigencia estructural en Argentina, por lo menos en los últimos 10 años, ronda entre el 5 y el 6%”, que implica que “dos millones de habitantes no llegan a cubrir la canasta básica alimentaria”.

Por otra parte, refirió: “A pesar de los esfuerzos seguimos teniendo el 5% de indigentes y el 25% de pobres”, expresando que “si el escenario no se modifica, la indigencia pasaría a afectar a uno de cada diez argentinos”.