La Fiscalía de San Isidro profundizó las investigaciones sobre el médico a partir de unos documentos que se encontraron en su casa durante el allanamiento del 29 de noviembre que podrían demostrar que hubo un acceso ilegal a la historia clínica del ex futbolista.

A más de un mes del allanamiento en la casa y el consultorio del doctor Leopoldo Luque, empiezan a salir a la luz algunos detalles que no hacen más que sembrar dudas en torno a la muerte de Diego Maradona. Según trascendió esta semana, la fiscalía general de San Isidro dispuso un perito calígrafo para que analizara las firmas de algunos documentos presentados en la Clínica de Olivos para que se entregara su historia Clínica.

Las dudas habrían surgido durante el allanamiento, cuando se encontraron tres documentos clave: una hoja con un texto en el que Maradona hace el pedido de su historia, otro con la firma del Diez escaneada y ampliada y otra más, con varias firmas del ex futbolista.  Todo eso junto daría la impresión de que alguien habría estado intentando copiar la original.

Si bien no hay información oficial al respecto, se estima que la Fiscalía estaría analizando la posibilidad de que Luque hubiera intentado apoderarse ilegalmente de la Historia Clínica de Maradona. Esto, de ser así, podría encuadrarse en un delito doble: el de la falsificación y el del acceso a un documento personal e intransferible.

 

 

Fuente: Pronto