Alumnos del Colegio Pío IX del barrio porteño de Almagro se vieron obligados a retrasar una excursión a Mar del Plata debido a que seis choferes dieron positivo el control de alcohol y drogas que lleva a cabo la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT). El hecho se produjo el domingo a partir de las 7, y se trata de conductores de la empresa "Viento Norteño", quienes dieron positivo por cocaína.

Los padres de los alumnos habían pedido a la CNRT que el domingo hicieran los controles correspondientes de drogas y alcoholemia para los conductores y de seguridad para los micros (registro de conducir, cinturones, matafuegos, carrocería).

En total eran tres ómnibus con dos choferes cada uno, pero al encontrarse con que dieron positivo de cocaína los bajaron y convocaron a reemplazantes. Fueron 12 conductores los que se sometieron a los exámenes de saliva y seis de ellos dieron positivo con esa sustancia. Por lo tanto, luego de cinco horas de demora, los estudiantes pudieron salir con rumbo a Mar del Plata.

De todas maneras, los implicados aseguraron que no consumieron cocaína sino que mascaron hojas de coca. 

A cada uno de los conductores infractores se los citó para este miércoles, con el fin de someterlos a análisis de orina y sangre en una clínica privada y constatar allí si se trata de un consumo de drogas o de un hábito que tienen muchas personas del norte argentino, sobre todo. Según trascendió, los choferes son todos salteños y por eso el hábito de mascar hojas de coca. 

 

Fuente: Perfil