Mauro Zárate llegó a Boca a mediados de 2018 y en medio de fuertes críticas luego de que el jugador advirtiera que su idea era continuar en Vélez. El Fortín estaba haciendo esfuerzos para comparar su pase al Watford pero el atacante decidió irse al Xeneize.

Desde entonces, tanto hinchas como dirigentes de Vélez le hicieron la cruz y parece imposible que quien fue alguna vez ídolo de la institución vuelva a Liniers. Sin embargo, Carlos Compagnucci, ayudante de campo de Mauricio Pellegrino, se refirió al goleador y sorprendió con sus declaraciones.

"Los jugadores que tienen jerarquía siempre son bienvenidos. Hay un problema diferente en cuanto a su relación con el club, con la gente... Cuando llegue el momento, veremos", detalló el integrante del cuerpo técnico de Vélez a La Oral Deportiva.

Sergio Rapisarda, presidente del Fortín, ya había advertido que mientras él estuviera en el cargo, Zárate no regresaría. Sin embargo, la situación del jugador en Boca no es la mejor y está lejos de su mejor nivel.

Con la llegada de Miguel Ángel Russo a Boca perdió terreno y no estaba siendo titular. Además, su contrato vence el 30 de junio y desde el Xeneize aún no le han acercado una propuesta para renovar. Así entonces, Zárate podría quedar libre en julio y con el pase en su poder para llegar a otro club. ¿Le abrirán las puertas en Vélez?

 

Fuente: TNTsports.com