Kira Mayer (24), una de las mayores influencers en Instagram, fue condenada a 18 meses de prisión, luego de querer sobornar con sexo a dos policías. Los agentes la habían detenido por exceso de velocidad y ella quiso liberarse de la multa sin éxito.

La modelo rusa conducía su Mercedes Benz, cuando los agentes la frenaron para advertirle que no iba a velocidad que se permite legalmente. Le pidieron la documentación suya y del auto, pero descubrieron que conducía sin licenciada porque se la habían retirado a raíz de una falta anterior.

Ambos policías decidieron arrestarla y fue cuando Kia enfureció. Los rasguñó y pateó, e intentó subirse de nuevo a su auto para escapar, contó el medio Rusia Mash. Finalmente, cuando la modelo vio que había complicado la situación con su actitud decidió negociar su libertad: les ofreció sexo a ambos, juntos o separados, a cambio que dejen pasar la negligencia.

Pero tampoco funcionó.​ Kira fue arrestada y esta semana debió presentarse ante una corte de Moscú donde reconoció los cargos en su contra y pidió disculpas. "Cuando me pongo nerviosa, la cago". De todos modos, la mujer admitió que se equivocó y afirmó que está de acuerdo "con los cargos presentados en contra de ella".

Luego de este incidente, Mayer cerró su cuenta de Instagram en la que tenía 148.000 seguidores. 

 

Fuente: Clarín