a decisión unilateral de la Conmebol de cambiar la sede de la vuelta de la Final de la Copa Libertadores después de los incidentes del pasado 24 de noviembre no cayó nada bien en la directiva de River Plate. En las últimas horas se ha conocido el comunicado presentado por River, en el que entre otras cosas alega que, de disputarse en Madrid, se estaría atentando contra la igualdad de condiciones de la final, ya que el partido de ida se jugó solamente con público local.

El documento firmado por Rodolfo D'Onofrio, presidente de River Plate, y el secretario Ignacio Villaroel, menciona en otro apartado que la responsabilidad de los hechos fue de las fuerzas públicas y recuerda que así lo dijo la propia Conmebol. Esto contradice la decisión de quitar la sede a River, con lo cual el club 'millonario' expresa su total rechazo.

Además, el texto indica que al jugarlo en otro país se desnaturaliza la competición, ya que el torneo debe disputarse en Sudamérica y con equipos de asociaciones afiliadas a Conmebol.

El punto más duro del comunicado es el "D", donde alega que: "Atenta contra la igualdad de condiciones a partir de la pérdida de la condición de local (recuérdese que en el partido de ida por la misma instancia se disputó en el estadio de Boca) y la consecuente pérdida de derechos reglamentarios que ello conlleva".

Al final, la carta cierra con la siguiente frase: "Por tales motivos, nos reservamos el ejercicio de todas las acciones que le asistan a River en defensa de sus legítimos intereses".

 

 

Fuente: marca.com