Hace varias semanas que los rumores de crisis, separación e incluso infidelidad entre Vicuña y "la China" Suárez son prácticamente lo único de lo que se habla en todos los medios. Ayer, en exclusiva con "Los Ángeles a la mañana" por la pantalla de El Trece, fue la mismísima Eugenia, desde Miami, quien se encargó de confirmar la separación.

Suárez aseguró que fue una decisión a la que llegaron de mutuo acuerdo: “Benjamín me enseño a estar en familia. Yo me crié en una familia chiquita, de padres separados, se separaron cuando yo tenía 8 años, y no tuve esa cosa familiar que por ahí me hubiera gustado tener. De repente éramos Rufi (hija que tuvo con Nicolás Cabré) y yo, y pasamos a ser un montón con muchos perros, con una casa, con sus hijos que los amo. Rufina ama a sus hijos y sus hijos la aman a ella. Pasamos de ser dos a ser tantos, aprender a convivir. el amor a los hijos ajenos, que no son de uno que me ayudaron a crecer mucho”, comenzó relatando la actriz de "ATAV".

Los actores comenzaron su romance en 2015, en medio del rodaje de la película “El hilo rojo” que se convirtió en un escándalo ya que Vicuña aún estaba con Pampita, quien los descubrió infraganti en el motorhome del set.

La actriz y Benjamín confirmaron el vínculo poco después y se convirtieron en padre de Magnolia, la beba de apenas dos años. El año pasado se habían comprometido y esperaban casarse este pero la boda nunca llegó.

"No espero mucho, no soy de pensar en el futuro. Soy más de ir paso a paso. Ahora estoy en una vacaciones que me merecía y se merecían mis hijas, fue un año de mucho trabajo", cerró Suárez, ante la pregunta sobre cómo cree que seguirá su vida.

 

Fuente: Primicias Ya