Todo el mundo se conmovió con el video publicado por Cristina Kirchner mediante el cual explicó por qué viajaba a Cuba: su hija menor, Florencia, está en manos de los médicos de la isla, reconocida mundialmente por su prestigio en salud pública. Si bien en ese resumen audiovisual que compartió la ex presidenta se hablaba de por qué la chica se enfermó no aclaraba cuál era el diagnóstico. Ahora sí se sabe qué es lo que padece.

El abogado de Cristina, Carlos Beraldi, reveló ante la Justicia la joven tiene una obstrucción linfática, conocida como linfedema. Según explican los especialistas, se trata de una hinchazón que puede aparecer en uno o ambos brazos, o en una o ambas piernas.

El cuadro aparece con más frecuencia cuando se sacan los ganglios como parte de un tratamiento oncológico o cuando se obstruye el sistema linfático, que forma parte del sistema inmunitario.

Antes de confirmarse esta enfermedad en Florencia, la ex mandataria y actual senadora había denunciado en un video que “un brutal estrés devastó su salud", que atribuye a "la persecución a la que fue sometida" en referencia a la acusación por integrar una asociación ilícita que pesa sobre Florencia, la que Cristina destaca que fue hecha "el mismo día en el que murió su padre", Néstor Kirchner.

 

Fuente: Minuto Uno.