Conmoción en Arrecifes luego de que se confirmará un brote de contagios de coronavirus. Hasta el momento, se confirmaron 7 casos positivos, otros 32 se encuentran en estudio y 200 personas permaneces aisladas.

El municipio bonaerense ya no tenía casos activos. Sin embargo, se generó un rebrote que tuvo su inicio luego de encuentros que una tarotista local mantuvo con vecinos durante la última semana.

El contagio inicial se detectó el pasado 16 de julio y corresponde a un trabajador arrecifeño de la Granja Tres Arroyos, que sufrió un brote de casos, situada en la vecina localidad de Capitán Sarmiento. Un familiar de este trabajador infectado compartió un remis con una tarotista de Arrecifes. Posteriormente, en sucesivos encuentros con diferentes vecinos en el marco de su actividad, la numeróloga terminó por diseminar el virus en la comunidad. 

En una conferencia de prensa realizada el día de ayer, el intendente Javier Oleta manifestó que: “está demostrado que la falta de responsabilidad social es el principal factor de contagio. Apelando a estas responsabilidades de cada uno, los Gobiernos nacional y provincial permiten a los municipios en Fase 5 las reuniones sociales hasta 10 personas”.

Por otra parte indicó que “a partir de esta situación que tenemos en Arrecifes, que no es para generar alarma pero sí para ocuparse, es que hemos decidido suspender por 15 días las reuniones sociales y extrafamiliares”, y dijo que la ciudad seguirá transitando la Fase 5, pero “con el semáforo en amarillo”.

 

Fuente: Anred